LA COSTILLA DE ADAN


 Entonces Jehová Dios hizo caer sueño profundo sobre Adán, y mientras éste dormía, tomó una de sus costillas, y cerró la carne en su lugar(Génesis 2:21).

Y de la costilla que Jehová Dios tomó del hombre, hizo una mujer, y la trajo al hombre(Génesis 2:22).

costilla-de-adan

Alguna vez te han dicho: “si Adán tuvo una costilla menos que la mujer, y si todos venimos de Adán, entonces ¿por qué no nos falta una costilla? Existen dos explicaciones (ambas científicas) para esto.

Lo que se narra aquí sucedió en un accidente de transito Un impacto frontal contra un tanque de combustible completamente lleno, a velocidades de autopista, es una experiencia que a nadie le deseo. La sorpresa fue que un doctor sobrevivió a ello –claramente por que Dios tenía un propósito: Dice la persona que cuenta esta experiencia. Durante los meses en el hospital, y durante años después, tuve una serie de operaciones para reconstruir varias partes de mi cuerpo, especialmente los huesos de mi cara.

Estas operaciones a menudo requirieron usar mis propios huesos para hacer injertos. Yo notaba que el cirujano plástico siempre volvía al lado derecho de mis costillas, a través de la misma cicatriz horizontal, de hecho, para tomar más hueso para estos procedimientos. Yo mismo experimente una cirugía, cuando me extrajeron un pedazo de cuero de mi estomago, para hacerme un injerto en mis pies.

 Un día, le pregunté por qué nunca se le agotaba el hueso. Me miró vagamente y me explicó que él y su equipo extraían la costilla entera cada vez. Dejamos el periostio intacto, así que normalmente la costilla crece de nuevo. Capa que recubre externamente los huesos. Consta de vasos sanguíneos y nervios. Tiene un papel fundamental en el crecimiento y la nutrición del hueso.

periostio

A pesar del hecho de haber sido entrenado y de haber practicado como médico general, estaba intrigado; nunca antes me había dado cuenta de eso. El periostio (el significado literal de esta palabra es alrededor del hueso) es una membrana que cubre cada hueso.

 El periostio contiene células que pueden crear un hueso nuevo. Sobretodo en los jóvenes, el periostio de la costilla tiene la admirable capacidad de regenerar hueso, quizás más que cualquier otro hueso.

Los cirujanos torácicos (del pecho) extraen costillas de forma rutinaria, y a menudo éstas vuelven a crecer, por completo o en parte. Mucho depende del cuidado con que la costilla es extraída; necesita ser pelada de su periostio para dejar la membrana lo más intacta posible Esto nos dice que Dios es el mejor cirujano del mundo (Lea Gén.1:31. ¿Por qué razón la costilla se regenera rápidamente?

 Una razón importante por la que la costilla es ideal para la regeneración es que los músculos intercostales ligados a ella le proveen una buena cantidad de sangre.

Cuando el cirujano me dijo esto, mi pensamiento inmediato fue –¡qué bien, Adán no tuvo que andar por ahí con un defecto! En Génesis 2:21, refiriéndose a la creación de Eva, leemos: Entonces Jehová Dios hizo caer sueño profundo sobre Adán, y mientras éste dormía, tomó una de sus costillas, y cerró la carne en su lugar.

 Sorprendentemente, muchos cristianos han crecido creyendo que el hombre tiene una costilla menos que la mujer. ¡Ese fue mi caso asta hoy! Pero sucede que tienen el mismo número, 24 costillas cada uno, por supuesto.

 Durante años antes de mi accidente, cuando alguien me preguntaba sobre esto yo le respondía algo así: Si su padre perdió su dedo en una sierra circular, ¿esperaría usted que todos sus hijos tuvieran un dedo menos? ¿O todos sus hijos, pero no sus hijas? Claro que no.

 Las instrucciones del ADN que son pasadas de un padre a un hijo van en forma de código, como un escrito– remover una costilla (o un dedo) no cambiaría las instrucciones en el código, así que toda su descendencia tendrá todas sus costillas (o dedos). El ADN es la sustancia química donde se almacenan las instrucciones que dirigen el desarrollo de un huevo hasta formar un organismo adulto, que mantienen su funcionamiento y que permite la herencia.

Mientras todo eso es verdad y pertinente, esta información sobre la regeneración de las costillas añade una nueva y fascinante dimensión. Dios diseñó la costilla junto con el periostio. Él sabía con seguridad cómo extraer una costilla de manera que creciera de nuevo, justo como las costillas lo hacen hoy–sin requerir ningún tipo de milagro especial.